x

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

19
Jun
2012
IU apoyará una manifestación contra la cementera de Morata PDF Imprimir E-mail
Zona Este - Morata de Tajuña
Compartir en MenéameCompartir en TuentiCompartir en Buzz it!Compartir en FacebookCompartir en Twitter

“El Gobierno regional quiere convertir la cementera de Morata de Tajuña en una incineradora de residuos tóxicos”, afirmaba el partido

Nueva guerra abierta la que se prepara en el sur de la Zona Este de Madrid, y es que, según afirma IU, el nuevo proyecto de la cementera de Morata no es en absoluto lo que ha afirmado la Comunidad.

 

La portavoz de Medio Ambiente de IU en la Asamblea de Madrid, Carmen Villares, denunciaba que el Gobierno regional "quiere convertir la cementera de Morata de Tajuña en una incineradora de residuos tóxicos peligrosos" y ha exigido un "estudio de impacto medioambiental basado en un estudio encargado a un laboratorio científico de certificación oficial".

Villares ha preguntado en la Comisión de Medio Ambiente por la valoración que hace el Gobierno regional del proyecto ‘Alternativas a empleo de combustibles fósiles en la producción de cemento en la fábrica El Alto’ de Morata de Tajuña y ha subrayado que, "en el tema de residuos, la incineración no es la solución, sino reducir, reutilizar y reciclar".

La diputada ha señalado que el proyecto del Gobierno regional “se presenta bajo una apariencia inocua, pero entraña un serio peligro sanitario y medioambiental” y ha precisado que "el primer impacto está en el incremento del nivel de CO2 por el implícito tránsito añadido de camiones cargados desde muy diversos lugares hasta Morata de Tajuña".

Además, Villares ha incidido en que "eliminar residuos mediante la incineración genera dioxinas que afectan al sistema inmunológico y reproductor, al desarrollo infantil, y generan problemas neurológicos. Este proyecto genera una cantidad de sustancias, metales pesados, compuestos y gases que no quedarían ni neutralizados ni filtrados”, ha apostillado.

La portavoz de IU ha insistido en que "la fábrica El Alto está ubicada en un lugar predominante del municipio donde los vientos conducen los humos directamente a las poblaciones, por lo que puede convertirse en un aspersor de veneno con un radio de afección directa de 30 kilómetros en una zona de 400.000 habitantes y que alcanza a varios distritos de la capital".

Por ello, Villares ha exigido que se proceda al análisis de la situación actual del entorno y del suelo circundante y que se elabore un Estudio de Impacto Medio Ambiental basado en un estudio encargado a un laboratorio científico de certificación oficial que incluya estudios que cuantifiquen la cantidad de cada residuo utilizado.

“El estudio debe incluir una justificación de que ese proyecto no obstaculiza cumplir los objetivos de reciclaje o reutilización previstos en la legislación europea y establecer la previsión de emisión de contaminantes de cada tipo de residuos así como la información sobre la toxicidad y peligrosidad para la salud de las personas, producción agrícola y medio ambiente”, ha afirmado.

Finalmente, la portavoz de IU ha hecho un llamamiento para que los vecinos acudan a la manifestación que tendrá lugar el próximo 1 de julio en contra de este proyecto.

 

 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar















A Todo Color








Noticias Relacionadas