x

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

05
Mar
2019
Sube en 3.279 personas el paro en febrero PDF Imprimir E-mail
Otras Noticias - España
Compartir en MenéameCompartir en TuentiCompartir en Buzz it!Compartir en FacebookCompartir en Twitter

Foto cedida por Ministerio de EmpleoEs el peor registro desde 2013

En febrero de 2019 el paro registrado en las oficinas de los Servicios Públicos de Empleo se ha reducido en 181.208 personas respecto al mismo mes del ejercicio anterior, con un ritmo de reducción interanual del 5,22%. En términos desestacionalizados, el paro disminuyó en 10.445 personas respecto al mes anterior.El número de parados registrados en el mes de febrero de 2019 ha subido en 3.279 trabajadores en relación con el mes anterior. En valores relativos, el incremento del paro es de un 0,10%. Así, la cifra total de desempleados se sitúa en 3.289.040.

El desempleo masculino se sitúa en 1.360.225 personas, al disminuir en 223 personas (-0,02%). Las trabajadoras en paro suponen el 58,64% del total de parados, habiéndose incrementado su cifra en 3.502 respecto al mes anterior (+0,18%) y habiendo disminuido en 69.063 respecto a febrero de 2018. El ritmo interanual de disminución del paro femenino es del 3,46% (frente al 7,61% del paro masculino). A pesar de que el empleo de trabajadoras está en máximos históricos en un mes de febrero, todavía hay casi dos millones de mujeres en situación de paro.

Respecto a los jóvenes, el desempleo de los menores de 25 años aumenta en 10.935 personas (4,25%) respecto al mes anterior, habiéndose reducido en términos interanuales en 7.743 trabajadores, a un ritmo del 2,80% (2,42 puntos por debajo de la tasa de reducción global). Mientras que el paro de 25 y más años baja en 7.656, (-0,25%).

Por sectores económicos de procedencia, el paro registrado baja en Construcción 4.647 (-1,72%), en Industria en 2.304 (-0,81%), en Servicios disminuye en 7.581 (-0,33%). En cambio sube en Agricultura en 9.885 (6,88%) y se incrementa en el colectivo Sin Empleo Anterior en 7.926 (2,94%). El paro registrado baja en 8 comunidades autónomas, principalmente en Aragón (-2.097), Illes Balears (-2.091) y Cataluña (-1.734). En cambio sube en 9, encabezadas por Andalucía, 4.596, y Madrid, 3.606 personas.

El número total de contratos registrados durante el mes de febrero ha sido de 1.571.017, lo que supone una subida de 24.615 (1,59%) sobre el mismo mes del año 2018. De ellos, 168.607 fueron contrataciones indefinidas y 1.402.320 eran contratos temporales. Los contratos indefinidos de febrero se dividen, en cuanto a la duración de la jornada, en 103.922 a tiempo completo y 64.775 a tiempo parcial. La cifra de contratos celebrados en febrero con mujeres fue de 683.997 y representaban el 43,54% del total de contratos registrados ese mes. En febrero se han firmado 269.742 contratos con trabajadores menores de 25 años, de los que 21.791 (el 8,08%) eran contratos indefinidos.

La tasa de cobertura del sistema de protección por desempleo ha sido en el mes de enero de 2019 del 61,87%, lo que supone un aumento de 2,68 puntos porcentuales respecto al mismo mes del año anterior (59,19%) Los beneficiarios de prestaciones por desempleo en febrero han sido 1.930.243, con un descenso del 1,2% respecto al mismo mes del año anterior. El coste de las prestaciones de enero de 2019 ha sido de 1.660 millones de euros, lo que supone un aumento 3,96% respecto al mismo mes del ejercicio anterior. El coste medio mensual por beneficiario de prestaciones fue de 882,9 euros, un 5,23% más que en enero de 2018.

El número medio de afiliados a la Seguridad Social se situó el pasado febrero en 18.888.368 ocupados, lo que supone un incremento de 69.172 (0,37%). Este total de afiliados medios es la cifra más alta registrada en el segundo mes del año desde 2008 (19.245.227). El número de mujeres ocupadas alcanzó en febrero las 8.750.307, lo que supone un aumento de 32.759.

Al igual que en los tres años precedentes, el balance de los últimos 12 meses (febrero/febrero) supera el medio millón de nuevos ocupados. En los últimos 12 meses, el Sistema ha incorporado 524.958 (2,86%). Tanto en términos anuales como mensuales, en el segundo mes del año se mantiene la tendencia positiva en la creación de empleo iniciada tras la crisis y después el parón de la finalización de los contratos de Navidad.

Si se descarta el componente estacional, la afiliación media aumentó el pasado febrero en 38.833 personas, con lo que la cifra total crece por encima de los 19 millones (19.122.427). En el mes pasado creció tanto la afiliación mensual como la anual en todos los regímenes de la Seguridad Social excepto en el Carbón. La ocupación entre los trabajadores autónomos creció en 5.280 afiliados medios.

Como ya se ha indicado, por tercer año consecutivo el aumento interanual en un mes de febrero se mantiene por encima del medio millón. En los últimos 12 meses, el Sistema ha incorporado 524.958 personas y se sitúa en 18.888.472. De esta cifra, 494.630 corresponden al Régimen General, que experimenta un incremento del 3,28%, el 3,58% sin contar los Sistemas Especiales del Hogar (-11.439) ni el S.E. Agrario (9.139).

El Régimen Especial de Trabajadores Autónomos sumó 29.733 respecto a febrero de 2018. El Régimen del Mar aumenta 1.351 ocupados (2,21%). El Carbón decrece en 757 afiliados, tras un descenso del 32,24%. El número de afiliados crece en todas las comunidades autónomas. Destacan los incrementos en Madrid (117.108), Cataluña (93.497), Andalucía (90.363) y Comunidad Valenciana (60.993)

La afiliación al Régimen General aumentó en febrero en 62.711 (0,40%), lo que sitúa el total de afiliados medios en 15.584.786, el mejor registro de la serie mensual (la integración de los regímenes Agrario y del Hogar como sistemas especiales se produjo en 2012).

Es un mes de febrero en el que se registra un crecimiento en la mayoría de los sectores, destaca Construcción, con 25.959 ocupados más (3,12%); Educación, 20.757 (2,19%); Hostelería, 19.694 (1,68%) e Industrias Manufactureras con 12.793 afiliados más (0,70%).

Dentro del Régimen General, cabe señalar que el Sistema Especial Agrario experimentó un descenso de 27.299 afiliados medios en relación a enero (-3,36%), lo que sitúa el número de ocupados en 785.044. El Sistema Especial del Empleados del Hogar, por su parte, prácticamente se mantiene, ya que suma 90 afiliados (0,02%), por lo que ahora alcanza los 407.677 afiliados medios.

El Régimen de Autónomos cuenta con 3.239.653 afiliados medios, tras crecer en 5.280 personas (0,16%). Entre el Régimen del Mar la ocupación aumentó en 1.238 (2,02%), hasta los 62.443 afiliados medios. Finalmente, el Carbón se sitúa en 1.590 afiliados medios (-57).

Por territorios, descienden en Andalucía (-3.979), Castilla-La Mancha (-2.370) y Melilla (-27). En el resto de las CCAA crece la afiliación y destacan Cataluña (23.247), Madrid (14.646), Baleares (12.351) y Región de Murcia (5.826).

La Comunidad lidera la afiliación a la Seguridad Social en el último año en términos absolutos, sumando 117.108 nuevos trabajadores (un 3,81 % más). Le siguen Cataluña, con 93.497 (un 2,84 %) y Andalucía, con 90.363 (un 3,02 %). Además, la región ha sumado 14.646 afiliados más a la Seguridad Social durante el mes de febrero, con un incremento del 0,46 %. A nivel nacional, la afiliación se ha incrementado un 0,37 % en el último mes y un 2,86 % en el último año (un punto menos que en la Comunidad de Madrid). Hay que destacar que la Comunidad de Madrid ha alcanzado los 3.192.055 trabajadores, la cifra más alta en un mes de febrero de la serie histórica y 124.578 más que al inicio de la crisis.

Así lo reflejan los últimos datos sobre el paro y la afiliación facilitados por el Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social conocidos hoy y referidos al mes de febrero, y que también reflejan que la Comunidad de Madrid ha registrado 29.251 parados menos que hace un año (-7,6 %), situándose el número total de desempleados en 354.212 personas, la cifra más baja de un mes de febrero desde 2008.

Los datos destacan que, en España, el desempleo también ha subido en el último mes en 3.279 personas y, en el último año, el descenso ha sido inferior al registrado en la Comunidad de Madrid, concretamente 2,4 puntos menos, situándose el número de parados en 3.289.040, o lo que es lo mismo, un 5,22 % menos que el registrado en febrero de 2018.

Por sectores, se ha producido un descenso en todos los sectores productivos durante el último año: sector Servicios (-6,9 %; descenso de 20.678 personas), en el sector de la Construcción (-14,8 %; descenso de 4.924 personas) y en la Industria (-10,4 %; descenso de 2.541 personas). El paro también disminuye en 478 personas en el sector de la Agricultura (-13,9 %).

Además, el paro ha descendido interanualmente en todos los niveles de estudio, principalmente en las personas con educación Secundaria (20.385 personas, un 10,8 % menos); educación Universitaria y tercer ciclo (5.167 personas, un 9,8 % menos) y Primaria (1.030 personas, un 0,9 % menos).

También se produce una importante reducción de 16.407 parados de larga duración (-10,7 %), así como en el número de personas que lleva en el paro menos de un año, que ha descendido en 12.844 personas (-5,6 %). A su vez, el paro juvenil (menores de 30 años) desciende en 3.659 personas (-6 %) y el de los menores de 25 un 4,5 %, 1.300 personas menos. Entre las personas de 45 y más años se ha reducido en 11.992 personas (-6,2 %). El mayor descenso absoluto del paro se ha producido en el grupo de edad de entre 30 y 44 años: con 11.992 personas, un -6,2 %.

En este mes, en el que tradicionalmente sube el paro, el incremento del desempleo ha sido de 3.606 personas con respecto al mes de enero. Se trata de 1.713 parados menos de la media de la serie histórica de los últimos años. Y es que, desde 2002, la media de parados registrados en los meses de febrero se sitúa en 5.319 personas.

En febrero, en la Comunidad se han firmado 38.844 contratos indefinidos, lo que supone un 0,8 % más que en el mismo mes del año anterior. La tasa de estabilidad en la contratación, que mide los contratos indefinidos sobre los totales, alcanzó el 19,2 % en la Comunidad de Madrid, la más alta de España, y casi 9 puntos por encima de la media nacional, que se situó en el 10,73 %.

En cuanto a la afiliación de los autónomos en la Comunidad, hay que destacar que se ha incrementado un 2,37 % en el último año (9.288 personas más), y ha aumentado en febrero en 797 personas (un 0,2 % más). Así, el número de autónomos en la región se sitúa en 400.238. A nivel nacional el aumento de autónomos ha sido de 5.280 trabajadores durante el último mes (un 0,16 %), mientras que se ha incrementado en 29.733 en el último año, con un 0,93 % (menos de la mitad del incremento registrado en la Comunidad).

Febrero ha supuesto un crecimiento del desempleo de 3.600 empleos en Madrid, tras un mes de enero en el que se incrementó en más de 11.000. El dato es similar al de los primeros meses de 2018 y sigue una tendencia estacional, por lo que hay que esperar una recuperación del empleo en los próximos meses. Sin embargo es un síntoma de los problemas que tiene nuestra región para generar empleo suficiente y estable.



El paro registrado se situó al terminar febrero en 354.212 personas. De ellas, 205.855 son mujeres, frente a 148.357 hombres. En el último año el desempleo ha tenido un peor comportamiento entre las mujeres que entre los hombres, de manera que aunque hay 29.251 personas paradas menos, entre las mujeres la cifra se reduce en 12.286 y entre los hombres en 16.965. De manera que las mujeres han pasado en un año a ser el 58,1% de las personas desempleadas inscritas, cuando hace un año eran el 56,9%.

Este peor comportamiento se debe, fundamentalmente, a las barreras de acceso que tienen las mujeres en algunos sectores y ocupaciones. El 92,8% de las mujeres madrileñas ocupadas lo están en el sector de los servicios. En el caso de los hombres es el 77,6%. Aunque en ambos casos los servicios son un sector hegemónico, los sectores de la construcción y la industria están totalmente masculinizados, de manera que cuando mejora la situación de desempleo en estos sectores, como ha ocurrido, particularmente, en la construcción, esa mejora afecta a los indicadores de paro masculino exclusivamente, incrementado la brecha de género en desempleo. Una brecha que, sin embargo, no muestra, la distancia real de hombres y mujeres en el empleo, porque muchas mujeres están totalmente fuera del mundo laboral y han pasado a la inactividad. Las tasas de actividad femenina están casi 10 puntos por debajo de la masculina en la Comunidad de Madrid. Si las mujeres madrileñas estuviesen incorporadas al empleo en la misma medida que los hombres, el nivel de desempleo femenino duplicaría al de los hombres.

Además el mes de febrero, con un incremento del paro en 3.606 personas, y un descenso interanual de 29.251, evidencia que la región no logra reducir el paro al ritmo que se necesita. Con respecto al Estado el paro creció en Madrid en el último mes un 1,03% mientras que en el conjunto del país lo hizo mucho menos, un 0,1%

Es urgente, para reducir el paro y atajar la desigualdad, que la Comunidad de Madrid acometa cambios en su modelo económico y productivo, que apueste por sectores menos ligados a la temporalidad y que ese cambio de modelo no deje atrás a las mujeres, combatiendo la segregación laboral y promoviendo la incorporación de mujeres a todas las ocupaciones y sectores de actividad.

Por sectores el paro se ha reducido fundamentalmente en la construcción (450 parados menos) y también en la Industria y la agricultura, que han reducido en 69 y 65 respectivamente el número de parados registrados. Pero se ha incrementado en los servicios (3.407) y entre las personas sin empleo anterior (653). Este mal comportamiento de los servicios explica el dato de paro de este mes y también está relacionado con el peor comportamiento del desempleo de las mujeres.

En febrero se firmaron 202.379 contratos y de nuevo la contratación temporal sigue siendo la mayoritaria (81,6%). Además de esta elevada temporalidad, se produce un fenómeno que se viene agravando y que ha denunciado CCOO: entre los contratos temporales, la duración media de los contratos es cada vez menor. En los doce últimos meses, el 36% de los contratos temporales que se registran tienen una duración indeterminada. De los que tienen una duración conocida, el 44% de los contratos tenían una duración inferior a seis días. Y en cuanto a la contratación indefinida, se evidencia que el peso en el volumen de contratos firmados sigue siendo muy pequeño. En este mes se firmaron 38.844 contratos indefinidos, un 3,29% menos que el mes anterior y un 1,46% menos que en febrero del pasado año. Y además no se logra que estos contratos se traduzcan en un incremento la ocupación indefinida. De hecho, en el último año, la temporalidad se incrementó en 2,4 puntos (hasta el 20,6% de los asalariados madrileños) y creció especialmente entre las mujeres en 4,3 puntos (hasta el 22,2%, frente al 19% de los hombres). Si a esto se une el incremento de las jornadas parciales, que también recaen de manera muy mayoritaria a las mujeres, nos encontramos ante un empeoramiento de la calidad en el empleo y en un ensanchamiento de la brecha entre hombres y mujeres.

La afiliación a la Seguridad Social en cambio crece en 14.646 personas, lo que sitúa la cifra de cotizantes en Madrid en 3.192.055 personas, lo que supone el dato más positivo conocido en las estadísticas publicadas de mes de febrero.

Respecto a la protección por desempleo, en la Comunidad de Madrid recibieron algún tipo de protección en el mes de enero 168.565 personas. Esto sitúa la tasa de cobertura en un 51,4, lo que supone un incremento respecto al mes anterior. Hay que tener en cuenta que para calcular este porcentaje de personas paradas con protección respecto al total de personas susceptibles de ser protegidas no se tiene en cuenta a los inscritos sin empleo anterior, a los que por sus características o el tipo de demanda no se les considera en el paro registrado, y a aquellos que no se inscriben en el desempleo. A pesar de eso, la tasa de cobertura es bajísima y un signo de alarma respecto al riesgo que sufren las personas e desempleo de caer en situaciones de exclusión y pobreza. La tasa de cobertura es aún menor entre las mujeres (47,5% frente al 56,8 de los hombres) reflejo de la peor situación de las mujeres en el mercado laboral, con periodos de cotización más cortos y periodos de desempleo más largos. Por otro lado, casi el 63% de los hombres que cobran una prestación reciben una prestación contributiva. Entre las mujeres el porcentaje baja a casi el 59%.

CCOO muestra su preocupación porque la Comunidad de Madrid, siendo una de las comunidades más ricas, no logre trasladar ese crecimiento ni la empleo, ni a las condiciones de trabajo, especialmente en el caso de las mujeres. Es necesario repartir la riqueza mediante el empleo, los salarios, las condiciones de trabajo y la prestación de servicios públicos. Y es necesario que este esfuerzo se aborde desde una perspectiva de género para superar las discriminaciones aun evidentes de las mujeres en el trabajo y en la sociedad.

 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

Mitula



















A Todo Color



































Noticias Relacionadas