x

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

12
Jul
2017
La Comunidad de Madrid anula el concurso de construcción del gimnasio de Soto PDF Imprimir E-mail
TorreNews - Política Torrejón
Compartir en MenéameCompartir en TuentiCompartir en Buzz it!Compartir en FacebookCompartir en Twitter

Según el Gobierno Local, iba a ser la primera parte de la nueva Ciudad Deportiva de Torrejón

La vuelta de la ola de calor ha llegado con especial virulencia al Ayuntamiento de Torrejón que está al rojo vivo tras la última decisión del Tribunal de Contratación de la Comunidad de Madrid, y es que el Tribunal que pone fin a la vía administrativa en la región decidía, por unanimidad, tumbar el concurso de adjudicación del nuevo gimnasio de Soto del Henares, un gimnasio que se iba a construir en una parcela municipal, y cuya construcción y explotación por cuarenta años iba a ser externalizada.

Y es que el concurso, que fue uno de los grandes protagonistas del pasado Pleno de junio, era denunciado por otra empresa deportiva que, alegaba, no pudo presentarse al concurso por las peculiaridades de éste: se convocó a finales de mayo para resolverse un mes después, pero un cambio en los Pliegos de Condiciones aprobado una vez el plazo ya había comenzado, obligó a reiniciar los tiempos.

Para entender todo lo ocurrido hay que comenzar con el Pleno Ordinario del mes de junio, en el que Sí Se Puede presentaba una moción sobre este polémico asunto, en la que pedía, entre otras cosas, que se anulase el concurso, que la gestión del nuevo centro fuese pública y que estuviese incluido en el ADM. Pero ninguna de estas peticiones conmovió al Gobierno, que tumbó la moción con el voto de calidad del alcalde tras producirse un empate entre los votos del PP y los de toda la oposición, que votó en bloque contra el polémico concurso.

"Evidentemente, no se trata de que nuestro grupo esté en contra de la construcción de instalaciones deportivas para el disfrute de los vecinos y vecinas de Torrejón, sino todo lo contrario: precisamente, porque queremos que esas futuras instalaciones sean públicas, es por lo que nos oponemos a la fórmula elegida por el Partido Popular. En realidad son varias las causas que nos llevan a presentar esta esta moción, ya que desde los inicios del expediente se han cometido irregularidades ante las que sólo recibimos la callada como respuesta. Nuestro grupo tiene la presidencia de la vigilancia de la contratación, hecho que en un principio debería de facilitar el estudio y debate de los procesos que aquí se abren, pero la realidad es que a pesar de pedir y convocar a los técnicos/as municipales que participan en los diferentes pliegos e informes, se nos niega una y otra vez en esta comisión en concreto la presencia de los responsables técnicos de este expediente. Por ello, no hemos podido saber en qué se basa el informe de necesidad para decidir que es precisamente un gimnasio (y no otro tipo de instalación) lo que requiere Torrejón de Ardoz, ni tampoco hemos sabido porqué se pretende que la construcción de esta instalación recaiga en todas sus fases en la misma empresa (es decir, la misma empresa gestiona la redacción del proyecto, la construcción, la explotación durante 40 años, el mantenimiento, y los ingresos que se puedan desarrollar por otras actividades “secundarias”), ni tampoco se ha explicado porqué le tenemos que ceder un terreno municipal a esa empresa prácticamente gratis para que gestione una instalación privatizada (que no podrá usarse con el Abono deportivo Municipal, por ejemplo) durante más de 40 años. Entendemos que este modelo es totalmente lesivo para los intereses del Ayuntamiento y de los vecinos y vecinas de Torrejón de Ardoz, además de ser contrario a derecho, al contravenir, entre otras normas, la ley de contratos del sector público (RDL 3/2011) que dice en su art. 124 que “la contratación conjunta de la elaboración del proyecto y la ejecución de las obras correspondientes TENDRÁ CARÁCTER EXCEPCIONAL” y sólo podrá efectuarse en algunos casos determinados, ninguno de los cuales se dan en esta contratación ", resumía el portavoz de Sí Se Puede Torrejón, Luis Andrés Pérez.

"La nueva Ciudad Deportiva sólo vive en los sueños del portavoz de Gobierno, pues de los 250.000 metros cuadrados proyectados sólo están captados 50.000. Nosotros hemos apoyado la moción para que se paralizara el contrato porque hay muchas cosas que chirrían: en una instalación deportiva con instalaciones de todo tipo, como hockey y aguas bravas, se decide únicamente sacar a concurso la construcción de un gimnasio. Esto nos huele, otra vez, a capitalismo de amiguetes. Si quieren que Ciudadanos apoye este tipo de medidas, que metan la instalación en el ADM, y nos replantearemos la postura. Ya está bien lo de ceder espacio público para que se lucren ciertas empresas. En Ciudadanos somos liberales, pero no tontos", valoraba el portavoz de Ciudadanos, Iván Jerez.

"El problema es que esa Ciudad Deportiva, que tiene previsto captar 250.000 metros cuadrados, comienza con la aprobación de una instalación para el negocio de los amiguetes. Nosotros no estamos en contra de la construcción de la Ciudad Deportiva, pero sí de cómo lo quieren gestionar. Quieren dejar la instalación fuera del ADM y entregárselo a una empresa, que puede hipotecarlo para cobrar las cuotas durante 46 años", contaba el portavoz de IU, Francisco Hernández.

"Los 13 concejales de la oposición estuvieron también de acuerdo en pedir que se pare una operación especulativa sumamente grave para los intereses de todos los vecinos y vecinas de nuestra ciudad, con la cesión de suelo público para la construcción de un spa, gimnasio y zonas de explotación sin determinar (comercios, restaurantes y lo que se les ocurra) a una empresa privada durante 46 años, cuyo beneficio estimado será de 45 millones de euros y que pagará un canon total de 1.8 millones. Será sin duda el negocio más rentable que haya hecho cualquier empresa en nuestra ciudad, a costa por supuesto de los intereses de los torrejoneros. El proyecto deja fuera el Abono Deportivo Municipal (ADM), como ya pasa con dos concesiones deportivas (GO FIT y FACTORY) construidas en suelo municipal con unos contratos de explotación que otorgan condiciones muy ventajosas a las empresas adjudicatarias, pagando a cambio unos cánones irrisorios. De este modo se dejan de controlar las tarifas y se impide la financiación de la futura ciudad deportiva municipal, al establecerse condiciones gravosas para los vecinos y vecinas. Los 4 grupos de la oposición estuvieron de acuerdo en que esta es una operación que huele a capitalismo de amiguetes, que además se gestionó con absoluta opacidad sin que el alcalde diera la oportunidad a los técnicos municipales para explicar el proyecto en la Comisión de Vigilancia de la Contratación. Denunciamos también, una vez más, el capitalismo de amiguetes tan propio de este equipo de gobierno con la privatización de servicios o las concesiones para la explotación de suelo o edificios públicos en, por ejemplo, la Caja del Arte y el Parque Europa, con importantes beneficios para las empresas beneficiadas como TRITOMA o las concesionarias de Parque Europa, que no cubren con sus ingresos ni de lejos ni con los gastos de mantenimiento del parque", contaba el portavoz del PSOE, Guillermo Fouce.

Al día siguiente de la sesión, el Gobierno Local se desmarcaba con un comunicado en el que desvelaba que este gimnasio con spa iba a ser la primera fase de la futura Ciudad Deportiva de Soto del Henares, un macroproyecto en el que se habla de construir un gran campo de fútbol para 25.000 espectadores, una pista de atletismo y hasta un circuito de aguas bravas. Eso sí, de momento sólo es de titularidad municipal la parcela que se sacaba a concurso.

"La Junta de Gobierno Local del Ayuntamiento de Torrejón de Ardoz celebrada el pasado 29 de mayo aprobó el procedimiento de contratación para la concesión de la construcción y explotación de un Centro Deportivo (Gimnasio-Spa), que ha intentado paralizar los grupos de la oposición en el Pleno del 28 de junio. “Resulta increíble que la coalición radical de Sí Se Puede – Podemos, PSOE y Ganar Torrejón – IU, a la que sorprendentemente ha apoyado Ciudadanos, se opongan a la construcción de este Centro Deportivo (Gimnasio-Spa), y soliciten en este pleno que se dejen sin efecto todas las actuaciones, algo que lógicamente la mayoría del alcalde ha evitado”, declaró el portavoz del Gobierno local José Luís Navarro. La primera fase de la gran Ciudad Deportiva de Torrejón de Ardoz se iniciará con la construcción de un Centro Deportivo (Gimnasio-Spa) del que disfrutarán todos los torrejoneros y especialmente los vecinos de los barrios más cercanos como Soto Henares, Cañada, Parque Cataluña y Torrenieve. Esta gran Ciudad Deportiva de Torrejón de Ardoz estará ubicada entre el Parque Europa, Soto Henares y la Ronda Sur. El alcalde de Torrejón, Ignacio Vázquez destacó que “hemos iniciado el primer paso para construir una de las mayores infraestructuras para el futuro de la ciudad que mejorará la calidad de vida de los torrejoneros, como es la primera fase de la gran Ciudad Deportiva municipal”. Este Centro Deportivo (Gimnasio-Spa) es la primera fase de una gran Ciudad Deportiva municipal con multitud de instalaciones deportivas contando, entre otros equipamientos a medio plazo, con una pista de atletismo cumpliéndose una de las grandes demandas de los atletas torrejoneros, campos de fútbol, baloncesto, tenis, pádel…, y a largo plazo con un estadio municipal. Esta primera fase de la gran Ciudad Deportiva que contará con un Centro Deportivo (Gimnasio-Spa) se gestionará mediante una concesión administrativa", contaban.

En medio de la polémica, el asunto volvía a ser punto del Orden del Día del pleno de febrero, esta vez como parte de una moción del PSOE que mezclaba tres concursos públicos convocados en los últimos meses, y que pedía lo mismo que la del mes anterior: anular todo el proceso.

Y mientras los políticos no veían nada clara la operación, una empresa deportiva decidía denunciar el concurso ante el Tribunal de Contratación, una denuncia que salía adelante provocando como consecuencia inmediata la anulación del proceso, y además con argumentos contundentes por parte del Tribunal, como son el incumplimiento del procedimiento extraordinario exigido para licitaciones de más de cinco millones de euros; y la inexistencia del expediente de viabilidad que exige la normativa.

En concreto, el Tribunal recuerda que en una licitación cuyo valor de mercado sea superior a los 5.225.000 euros (según los técnicos el beneficio durante los cuarenta años de licitación podría ser superior a los 45 millones de euros), debe ponerse en marcha un procedimiento agravado, la “regulación armonizada”, un proceso creado por la Unión Europea que garantiza la transparencia y la libre concurrencia en contratos públicos del mercado común, y que se concreta en la publicación en el Boletín Oficial de la Unión Europea del concurso en cuestión.

Sobre el segundo asunto el Tribunal es aún más contundente, desvelando que en el informe que acompaña al expediente no aparece ni informe de viabilidad económica, ni informe de impacto medioambiental, además de no haberse cumplido el trámite de treinta días de exposición al público.

Y ahora el Gobierno Local de Torrejón tiene dos caminos posibles: o bien acepta la contundente resolución del Tribunal y anula el proceso, iniciándolo de nuevo con todos sus trámites correspondientes; o bien recurre ante el TSJM en la jurisdicción contencioso administrativa.



Documento: Resolución del Tribunal de Contratación

 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar















Telescopio TV

A Todo Color








Noticias Relacionadas