x

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

27
Feb
2019
El Pleno de Madrid aprueba la gratuidad del 012 PDF Imprimir E-mail
Otras Noticias - Madrid
Compartir en MenéameCompartir en TuentiCompartir en Buzz it!Compartir en FacebookCompartir en Twitter

Foto cedida por Ayuntamiento de MadridEntrará en vigor este viernes

Las llamadas al 010, el servicio telefónico municipal de atención a la ciudadanía, serán gratuitas a partir del próximo viernes 1 de marzo. El Ayuntamiento de Madrid va a empezar a asumir el coste de todas las llamadas que realicen los usuarios a partir de ese día, según recoge la Ordenanza de Atención a la Ciudadanía y Administración Electrónica aprobada en el pleno municipal con los votos a favor de Ahora Madrid, PSOE, Ciudadanos y la abstención del Partido Popular.

El delegado de Participación Ciudadana, Transparencia y Gobierno Abierto, Pablo Soto, ha celebrado que el Ayuntamiento de Madrid empiece a ofrecer de forma gratuita un “servicio público de atención a la ciudadanía de la máxima calidad en igualdad de condiciones para todos los usuarios”. “Hasta ahora, cada persona asumía el pago a su operador del coste de la llamada  al 010, pero hemos conseguido revertir esta situación y que el nuevo contrato de Servicios de Telecomunicaciones incluya la gratuitad del servicio”, ha subrayado Soto.

Desde este viernes, el ayuntamiento se hará cargo del coste de todas las llamadas que haga la ciudadanía. Se calcula que el desembolso anual será de entre 1,3 a 1,7 millones de euros con IVA incluido (el cálculo se ha estimado en base a llamadas realizadas en años anteriores y varía en función del número de llamadas).  Asimismo, está previsto reforzar con 39 agentes el personal de la plataforma 010 este mes de marzo.

El servicio empezó a aumentar el número de puestos de atención en mayo de 2018, que de tener 130 pasará a tener 200. El objetivo es aumentar la capacidad de atender servicios como la autorización los permisos de acceso a la zona de Madrid Central o las gestiones relacionadas con Bicimad, entre muchos otros.

El pleno del ayuntamiento ha aprobado de forma definitiva la Ordenanza de Atención a la Ciudadanía y Administración Electrónica. Es la primera vez que existe una norma municipal que regula la realización de trámites administrativos y una prestación de servicios abierta, eficiente e inclusiva.

A partir de ahora, primará la prestación de servicios a través de la vía electrónica y la implantación del principio de “cero papel”, por el que las usuarias y usuarios no tengan que presentar ningún documento en poder de cualquier administración. La implantación de la administración electrónica supondrá un ahorro estimado de 130 millones de euros de aquí a 2021.

Para aquellas personas con dificultades para hacer trámites digitalmente, habrá personal municipal que informará y ayudará a presentar solicitudes. Incluso las personas podrán solicitar que una funcionaria o funcionario habilitado presente la solicitud en su nombre.

Asimismo, la comunicación clara va a pasar a ser un derecho de la ciudadanía. Es decir, que se pueda comprender de forma fácil, directa, transparente, simple y eficaz lo que le dice la administración.

Por otra parte, está previsto impulsar Línea Madrid como la marca que identifica la atención a la ciudadanía a través de los canales presencial, telefónico, internet y redes sociales y se potenciará el sistema de sugerencias, reclamaciones y felicitaciones.

Tras la entrada en vigor de la ordenanza, está previsto que se apruebe el Plan de Administración Electrónica en un plazo máximo de tres meses. Supondrá la hoja de ruta que marque la implantación de esta nueva norma.

Con el respaldo de los grupos municipales Ahora Madrid, PSOE y Cs, y el voto en contra del PP, el Pleno celebrado hoy en el Palacio de Cibeles ha aprobado una proposición con motivo del Día Internacional de la Mujer, que tendrá lugar el próximo 8 de marzo.

La proposición, presentada por el equipo de Gobierno municipal de Ahora Madrid, el Grupo Municipal Socialista y el Grupo Municipal Ciudadanos, se compromete a apoyar al movimiento feminista en la programación de actividades y en la celebración de la manifestación del día 8M, aportando el equipamiento necesario, así como apoyando el libre ejercicio del derecho a la huelga de las trabajadoras municipales.

El compromiso pasa también por la realización de campañas de sensibilización sobre la conquista de derechos de las mujeres; la puesta en marcha de actividades de sensibilización en materia de igualdad en los 13 Espacios de Igualdad de la ciudad; o la sensibilización en materia de igualdad y prevención de la violencia dirigida a la población adolescente. Además, el documento señala que se continuará con las campañas de sensibilización sobre el valor del trabajo de cuidados, y se desarrollarán acciones para abordar la feminización de la pobreza, con un enfoque interseccional, y dentro de las competencias del Ayuntamiento de Madrid.

El próximo 8 de marzo, el Día Internacional de la Mujer se convertirá en un hito para celebrar los derechos que el movimiento feminista ha consolidado a lo largo de siglos. Actualmente, nuevos desafíos impulsan a esta movilización, tales como la precariedad que soportan muchas mujeres a causa de la interacción de diferentes desigualdades causadas por el género: la condición social, el origen migrante, la edad, la diversidad funcional, la orientación sexual y la identidad de género. Todos estos motivos reproducen una doble e incluso triple discriminación en los distintos ámbitos de la mujer.

Aún quedan muchos temas pendientes en la lucha para que las reivindicaciones arraiguen en la sociedad. Por eso, con motivo de la celebración del 8 de marzo se seguirá hablando y debatiendo sobre la feminización de la pobreza, la brecha salarial o los obstáculos para que las mujeres accedan a puestos de responsabilidad, la pobreza de tiempo, la distribución sexista del trabajo y las dificultades para la corresponsabilidad.

Por otra parte, el Grupo Municipal Socialista ha presentado una proposición –que ha sido aprobada con los votos de este grupo político y el de Ahora Madrid- instando al Ayuntamiento a sumarse a la huelga convocada por el movimiento feminista y los paros convocados por los sindicatos mayoritarios (UGT y CCOO) el próximo 8 de marzo.

El texto de la proposición aprobada señala: “Nos sumamos a los distintos actos, manifestaciones y movilizaciones que se celebren, con el fin de reiterar nuestro compromiso activo con la eliminación de la discriminación laboral, económica y social de las mujeres. Como una medida de concienciación y reivindicación sobre la necesidad de que las mujeres participen en igualdad en todos los espacios de la sociedad”.

Finalmente la proposición recoge que se traslade a los Grupos Parlamentarios representados en el Congreso de los Diputados la aprobación de una Ley de Igualdad Laboral, y que se informe en este espacio del acuerdo adoptado en sesión plenaria.

El delegado del Área de Salud, Seguridad y Emergencias, Javier Barbero, ha presentado en el Pleno de la ciudad una proposición -aprobada por unanimidad de los cuatro grupos municipales- para impulsar el desarrollo experimental de comunidades de cuidados compartidos de mayores. La iniciativa plantea, entre otras medidas, la existencia de apartamentos, que funcionarían de manera similar a las residencias tuteladas de mayores, como entidades auto-gestionadas de tamaño reducido capaces de responder a las necesidades de sus integrantes que requieran cuidados ordinarios relacionados con la edad avanzada.

Javier Barbero ha señalado que “varios tratados e instrumentos internacionales de derechos humanos hacen referencia al envejecimiento o a las personas mayores y a su derecho a no ser discriminadas” y ha justificado la proposición desde la óptica del fomento de un envejecimiento activo, tal y como establece la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Asamblea General de las Naciones Unidas desde 2002.

El aumento de las situaciones de soledad y el aislamiento, los cambios urbanos acelerados, los procesos de gentrificación que deterioran las redes vecinales y expulsa a determinados colectivos de personas de sus barrios, la crisis de cuidados, la incertidumbre respecto al futuro de las prestaciones y la cobertura social, la pobreza relativa del pensionista y, con ello, su dificultad de acceso a los bienes y servicios, la dificultad de acceso a residencias o el incremento del precio del suelo y las viviendas, etc. suponen riesgos que han empujado a nuestros mayores a la movilización y la acción.

Además, la existencia exclusiva de sistemas de cuidados profesionales a corto plazo dispara su costo tanto para el mantenimiento de la salud como para la atención de las situaciones de dependencia, aunque esta sea en grado leve, absorbiendo todos los ingresos de la persona mayor a la par que anula la capacidad de participación de las personas afectadas.

Por ello, se ha instado a la Comunidad de Madrid a considerar estas alternativas residenciales como una figura más de las ya vigentes en el catálogo de servicios, como pueden ser las viviendas tuteladas o las propias residencias de mayores de menor tamaño.

Desde el consistorio se plantea permitir el desarrollo de estas comunidades de cuidados compartidos en suelo dotacional genérico o de servicios sociales, particularmente en suelos de titularidad pública, en los que no se plantea a corto o medio plazo otra actividad, en condiciones de cesión de uso. Estos suelos permitirán proyectos de gestión privada por entidades sin ánimo de lucro, preferentemente formadas por asociaciones o cooperativas.

El delegado ha agradecido el trabajo de la Asociación Meridiano para la elaboración de esta iniciativa ya que el trabajo del tejido asociativo “es indispensable en cualquier política pública”. Además, ha señalado: “la productividad de las personas mayores es, para una ciudad como Madrid, de un valor incalculable. Su experiencia, conocimiento y capacidad no concluye con el fin de la relación laboral, ni desaparece cuando cesa de computarse como salario”.

“Es necesario –ha añadido Barbero- permitir a las personas mayores ser protagonistas de nuevas formas asistenciales que, además de asegurar su independencia y autonomía, pongan en valor su capacidad de ser personas productivas, capaces de cuidarse y de cuidar de los demás”. Por último, el Ayuntamiento estudiará fórmulas de apoyo y ofrecimiento de garantías públicas para la financiación de este tipo de iniciativas.

 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

Mitula



















A Todo Color



































Noticias Relacionadas