x

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

25
Ene
2017
CCOO pedirá a Carmena que dedique una calle a los Abogados de Atocha PDF Imprimir E-mail
Otras Noticias - Madrid
Compartir en MenéameCompartir en TuentiCompartir en Buzz it!Compartir en FacebookCompartir en Twitter

Foto cedida por CCOO MadridLa alcaldesa participó en la presentación de un libro sobre la tragedia

La Comisión Ejecutiva de CCOO de Madrid ha aprobado iniciar el proceso para solicitar formalmente al Ayuntamiento de Madrid que una gran calle o avenida de la capital lleve el nombre de los Abogados de Atocha, de cuyo asesinato se acaban de cumplir cuarenta años.

El sindicato, que esta semana está celebrando los actos que recuerdan a los profesionales del derecho que sufrieron el atentado ocurrido el 24 de enero de 1977, en el despacho laboralista de Atocha, 55, entiende que tal y como ocurre en otras ciudades, tanto madrileñas como del resto del Estado, los Abogados de Atocha merecen que su memoria quede preservada en los espacios públicos de nuestros municipios, como ejemplo de la defensa de los valores democráticos y por su contribución a la llegada de las libertades a nuestro país.

Además, la jornada de homenaje a los Abogados de Atocha concluyó con la presentación del libro Cristina, Manuela y Paca. Tres vidas cruzadas, entre la vida y el compromiso, escrito por Rubén Vega, Irene Díaz y José G. Alén que versa sobre la vida de las tres abogadas. Jaime Cedrún, como secretario general de CCOO de Madrid, abrió el acto, que contó con la presencia de las tres abogadas.

En “un día muy especial, hablar de abogados laboralistas de Atocha es hablar de Carmela, Manuela y Paca”, explicó Cedrún. Al secretario general de CCOO de Madrid, las protagonistas de estas vidas entrecruzadas le evocan cuatro palabras: Compromiso, libertad, paz y profesionalidad. “Un compromiso compartido con la justicia y el derecho; mujeres libres frente a una doble persecución, el franquismo y su propia condición de mujeres; mujeres pacíficas y pacifistas que apuestan por el diálogo; y mujeres profesionales del Derecho”.

El acto fue conducido por Ramón Pereyó, responsable de la editorial Península, sello con el que ha sido publicado el libro, Pereyó dio paso a Victoria Ortega, presidenta del Consejo General de la Abogacía Española y a Sonia Gumpert, decana del Ilustre Colegio de Abogados de Madrid. Ambas colaboran en el libro y dedicaron sendos calificativos a las tres abogadas. Ortega se refirió a ellas como “rebeldes, valientes y comprometidas” y Gumpert las definió como “voluntariosas, comprometidas y afectuosas”.

Tras una concisa explicación sobre el contenido del libro por parte de Ruben Vega, que ejerció como portavoz de los autores, intervino Cristina Almeida, que habló de dos conceptos que pueden parecer antagónicos, pero que en su opinión pueden caminar de la mano: el dolor y la felicidad porque “si algo tenemos en la vida es la felicidad de haberla vivido”.

Paca Sauquillo explicó que el libro del que ella es coprotagonista, narra la historia de España desde mediados del siglo XX, de “esa España de los años cuarenta repleta de desigualdades, no sólo entre pobres y ricos, sino también entre vencedores y vencidos”.

La actual alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, hizo suyas las palabras del médico progresista de la Institución Libre de Enseñanza, Federico Rubio y Galí, quien aseguraba que “soy como soy porque a lo largo de mi vida han colaborado en mi educación”. Sobre esas personas que han compartido su vida, Carmena destacó la figura de María Luisa Suárez. Asimismo destacó su anhelo de convencer a la juventud “de lo importante que es intentar modificar la realidad” y destacó el valor de la política porque si ésta “merece la pena es porque merecen la pena las personas”.

Ignacio Fernández Toxo y Alejandro Ruiz-Huerta, presidente de la Fundación Abogados de Atocha, fueron los encargados de clausurar el acto, en el que se guardó un minuto de silencio como homenaje a los Abogados de Atocha. Para Toxo “la sociedad es afortunada por contar con estas tres mujeres” y concluyó su intervención refiriéndose al proceso de Transición, que estuvo protagonizado por la lucha estudiantil, obrera, de asociacionismo vecinal, etcétera. Es decir, “nada es más falso que afirmar que la Transición fue un acuerdo entre las élites”.

Por su parte, Ruiz-Huerta concluyó refiriéndose a las tres abogadas: “las tres son luz… Gracias por vuestra luz que nos seguirá alumbrando siempre”. El libro se puede adquirir en la Fundación Abogados de Atocha. Calle Sebastián Herrera, 14. Primera planta, con precio especial para las personas afiliadas a CCOO.

 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar







































































Mitula



















A Todo Color



































Noticias Relacionadas