x

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

05
Ago
2022
CSIT lleva a Europa su proyecto de Oficina de Asesoramiento PDF Imprimir E-mail
Otras Noticias - España
Compartir en MenéameCompartir en TuentiCompartir en Buzz it!Compartir en FacebookCompartir en Twitter

Foto cedida por CSITHan participado sindicatos de España, Polonia, Italia, Serbia, Bulgaria y Lituania

Desde la declaración de la pandemia por COVID-19, por parte de la OMS, en Europa se ha debatido entre priorizar la atención de la salud o la economía, asistiendo a efectos en cadena que ha provocado la caída de los mercados, el cierre de empresas, la pérdida de miles de empleos y el deterioro de los ingresos, de las economías y de los particulares, entre otros, pero que también ha afectado a la forma de entender, de organizar y de prestar los servicios públicos a los ciudadanos.

Hace unos meses, CSIT UNIÓN PROFESIONAL presentaba un Servicio de Asesoramiento Europeo para afrontar los desafíos de la crisis económica y sanitaria en el Sector Público. Para el Proyecto, financiado por la Unión Europea, Effective tackling of the economic crisis and the role of workers and social partners, liderado por este Sindicato, en el que participan organizaciones sindicales y empresariales de España, Italia, Polonia, Serbia, Bulgaria y Lituania, se diseñó una Fase de Asesoramiento cuyo como objetivo era: fomentar el conocimiento y prestar el apoyo necesario tanto a los trabajadores y a sus representantes, como a los empleadores, en especial, los gestores del Sector Público. Posteriormente, como consecuencia del análisis de la Fase de Investigación que se llevó a cabo, se desarrollaron una serie de estrategias para lograr aumentar la participación de los trabajadores, y apoyar su implementación, en el actual contexto determinado por la crisis económica como consecuencia de la COVID-19. Una de las principales conclusiones extraídas es el convencimiento de que, únicamente, desde la negociación colectiva entre la Administración Pública y los trabajadores, así como desde el aumento de su participación en las tomas de decisiones reguladoras de sus condiciones de empleo, se podrá hacer frente a la actual crisis económica, ayudando a “preparar el camino” ante la llegada de otras posibles futuras pandemias.

Desde CSIT UNIÓN PROFESIONAL insistimos en recordar, que todos los trabajadores, y de manera especial los del Sector Público, se enfrentan a nuevos desafíos producidos por la implantación de nuevas tecnologías de comunicación e información, por la digitalización, la automatización, la externalización de servicios o la implantación de nuevas formas de empleo o de la prestación de los servicios habituales, como puede ser el trabajo a distancia.

Los distintos países de la Unión Europea han demostrado no estar preparados para enfrentarse a dicha situación de pandemia y han puesto de manifiesto sus debilidades para gestionarla, quedando al descubierto las deficiencias y los desafíos reales a los que se enfrentan los servicios públicos que prestan a la ciudadanía. Unos servicios públicos que se han visto desbordados, en muchos casos; que han cambiado la atención presencial por la virtual; o en los que encontramos profesionales (en ámbitos como el sanitario, el asistencial, el docente, el de emergencias y seguridad, los transportes, etc.) cansados, tanto por el esfuerzo físico, como por la carga emocional que han soportado, de manera continuada, durante este periodo.

Las Organizaciones integrantes del Proyecto Effective tackling of the economic crisis and the role of workers and social partners, financiado por la Unión Europea y dirigido por CSIT UNIÓN PROFESIONAL, han debatido en diversos foros transnacionales sobre la necesidad de aumentar la participación de los trabajadores en la toma de decisiones en sus lugares de trabajo ante la crisis económica y los nuevos desafíos generados por la implantación de la transformación digital, las nuevas formas de empleo o la externalización de algunos servicios públicos.

Así, han elaborado una serie de estrategias que posibiliten ese aumento de la participación de los trabajadores que serán publicadas en la página web del proyecto en un Plan de Acción y en un Programa de Estudios de Capacitación en los que se recogen propuestas y buenas prácticas encaminadas a alcanzar la excelencia en la participación de los trabajadores partiendo de necesidades como:

-      La atención y el cuidado de los profesionales con mayores cargas de trabajo y emocionales, según el trabajo que desempeñan.

-      Aumentar los recursos humanos, cubriendo la totalidad de las plantillas y estableciendo ratios profesionales adecuados a los servicios que se prestan a los ciudadanos.

-      Definir nuevos sistemas de organización del trabajo, estableciendo mecanismos de flexibilidades horarias, reorganizando tareas para equilibrar las cargas de trabajo entre los diferentes profesionales, o facilitando las necesidades de equilibrio entre la vida laboral y la vida personal.

Que los trabajadores reciban la formación necesaria para abordar estas nuevas formas de trabajo y los procesos de transición digital en el Sector Público, adaptando sus actuales competencias profesionales.

Estas propuestas pretenden conseguir una Administración Pública adaptada a la revolución tecnológica, más transparente y colaborativa, más innovadora y accesible para todas las personas, mediante la realización de una Transición Digital Justa. Esto se conseguirá si se cuenta con la participación de los trabajadores a través de la negociación colectiva, considerado el único instrumento para abordar estos nuevos desafíos de manera eficiente y eficaz.

 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

A Todo Color
































Noticias Relacionadas