x

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

08
Ene
2016
Gran Hermano VIP 4 (GH VIP 4): Entrada de concursantes, Belén vuelve a la casa, y el programa salta a la Alta Definición PDF Imprimir E-mail
Los Blogs del Telescopio - El Choniblog
Compartir en MenéameCompartir en TuentiCompartir en Buzz it!Compartir en FacebookCompartir en Twitter

Fran Nicolás se convierte en la estrella tras confirmarse su entrada en la casa de Guadalix

Era un secreto a voces, pero la cadena se negó a confirmarlo hasta el mismísimo comienzo de la gala de presentación de GH VIP (en realidad lo confirmaron bastante antes, pues las fotos oficiales de los concursantes ya se habían filtrado horas antes): Francisco Nicolás, el Pequeño Nicolas, es concursante del reallity y vivirá durante tres meses rodeado de cámaras que emiten 24 horas al día. Y por eso no es de extrañar que ya anunciase que más de uno está extremadamente nervioso.

Tal vez sea esta la verdadera razón de que Fran no fuese confirmado hasta que ya no había marcha atrás, y que firmase su contrato (por cierto, con condiciones muy jugosas, si es cierto lo que se ha publicado por ahí) a sólo 24 horas del inicio del concurso. Fran entra sin saber si le escapará algo, y acompañado por el Policía Local de Madrid con el que se encontraba cuando lo detuvieron.

Y como la estrella de la edición que es el programa lo trató: alfombra roja y photocall con periodistas (en el caso de Fran y de Rosa Benito los periodistas sí eran de verdad, en el resto de concursantes eran atrezzo), entrevista para robar espectadores a Cuéntame, y un espectacular vídeo de presentación con la música de 007 y grabado en una sala de interrogatorios.

Y es que parece que el programa tiene muy claro quien va a ser, al menos, a priori, su Belén Esteban de este año. Fran entraba en el programa por la puerta de los vencedores y lo hacía para enfrentarse a una corta, pero intensa, entrevista. Y no es para menos, pues la entrada de Nicolás fue, con mucha diferencia, la noticia del día en toda la prensa digital. Las redes sociales ardieron y Fran se convirtió en Trending Topic tras la filtración de su foto oficial, además de rellenar minutos y minutos en programas de radio y televisión.

La entrada de Fran es exactamente lo que necesita un programa como Gran Hermano VIP para sobrevivir: pura polémica que aumente el interés y provoque que toda España esté pendiente de lo que ocurre en la casa de cristal. Esta vez, eso sí, no será sólo la prensa rosa la que ponga los ojos en Guadalix, sino que la denominada prensa seria también estará muy pendiente de lo que ocurra en la casa.

Así, y con Fran de estrella, comenzaba un programa en el que no hubo sorpresas (sólo la desaparición de entre los concursantes del viceverso Alex Guijo, y la emisión en HD de la Gala, primera emisión en directo de la cadena en Alta Definición, y que, tal vez, augura un futuro curioso para el canal de HD que debe llenarse de contenido en los próximos días...), pero que ofreció una gala simplemente espectacular: las estrellas pasaron por la alfombra roja y el plató, mientras que los demás entraron directamente a la casa para desembalar los muebles.

Los primeros en pisar la casa, como no podía ser de otro modo, fueron los hermanastros, con un vídeo conjunto al estilo Los Serrano. Laura Matamoros y Javier Tudela tuvieron algún que otro roce, si bien la entrada de los demás concursantes dejó al clan en un (más que merecido) segundo plano.

La primera estrella de verdad en pisar la casa de Guadalix fue un Carlos Lozano presentado al estilo Mad Men (o el Chester de Risto), y que descubrió el Egipto protagonista de la primera prueba (tanto lo descubrió que hasta metió los pies en el Nilo sin darse cuenta). Lozano confundió a los hermanos y metió la pata con casi todos, pero enseguida supo hacerse un hueco en una casa que, advertía, es el regreso del presentador (¿tal vez entrar en GH sea la condición para presentar un programa en la cadena, quizás una nueva versión más blanca del Deluxe?) a los platós.

Y mientras, Jordi González entrevistaba a Rosa Benito, que afirmó estar abierta a todo (todo apunta a que va a dormir al lado de Carlos Lozano), y recordó que su carrera televisiva comenzó hace diez años exactamente en ese plató (Rosa Benito fue defensora de Chayo Mohedano en GH VIP 2 en la que fue su primera aparición).

La siguiente en pasar por el photocall no fue otra que Belén Esteban, la ganadora del año pasado que regresó para hablar claro sobre lo ocurrido durante tres largos meses. Belén, como siempre sin pelos en la lengua, criticó la campaña sufrida pero contemporizando, y mucho, todo lo ocurrido. La ganadora, además, visitaba el programa con una misión dentro de la casa: elegir los capitanes de los grupos de la primera prueba, faraones contra esclavos, una prueba que permitirá ver a Fran y a Rosa construyendo pirámides mientras que Rappel y Carlos Lozano se comportan como faraones viviendo a cuerpo de rey. Además los Matamoros están cada uno en un grupo, lo que augura que van a saltar chispas (anoche ya hubo un primer encontronazo entre los dos grupos al no ponerse de acuerdo sobre quién debía recoger los restos de embalaje).

Y mientras las estrellas salían de Fuencarral, en la casa seguían entrando otros personajes: Liz y Belén Roca (la concursante explicó que su parentesco con Cela es bastante más lejano del que había vendido la cadena), rompiendo cajas de embalaje; y Julius, el cocinero, de una gran caja.

En el plató la siguiente fue otra de las que más comentarios va a generar: Carmen López, la concejala de Chicago, se presentaba al más puro estilo Ciudadano Kane, y rodeada de una luz naranja, lanzando pullas a su expartido (icónico ese “a ver si así consigo que Albert vote por mí, aunque sea para echarme”).

Carmen, además, anunciaba algo que me parece que va a dar mucho juego en los próximos días: la conocida tuitera “la perra roja de Satán” será su defensora en plató (¿tal vez intenta la cadena reeditar aquella Operación Mogwli que tan buenos resultados de audiencia dio, pero esta vez controlando los daños?).

Después de la Ciudadana Carmen entraron en plató Julian Contreras, Sema y Rappel (estos dos juntos, no sabemos si porque desde el programa quieren venderlos como los nuevos Han y Aritz); y por último Lucía Hoyos, vendida como una gran actriz en un vídeo al estilo Marylin.

El grupo lo completaban en plató una Raquel Bollo presentada con una carta de ajuste; y un Alejandro Nieto rodeado de focos. Con todos juntos, Sema dejó uno de los momentos de la noche, al quedarse encerrado en el confesionario y tener que ser rescatado por Javier, justo antes de que Belén Esteban los dividiese en dos grupos y abriese el juego.

Y la primera noche, como ya era de esperar con este plantel de estrellas, dejó grandes momentos, con Rappel leyendo las manos a Liz; o Fran explicando las fotos que se hacía con famosos de todo pelaje.

 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

ChoniEncuesta

¿Quién debe abandonar la casa de Gran Hermano VIP 5? Segunda nominación
 

A Todo Color



































Noticias Relacionadas