x

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

08
Feb
2017
El Comedor de Aranjuez cerró 2016 con unos 115 usuarios diarios PDF Imprimir E-mail
Zona Este - Aranjuez
Compartir en MenéameCompartir en TuentiCompartir en Buzz it!Compartir en FacebookCompartir en Twitter

Foto cedida por Ayuntamiento de AranjuezRenovado el convenio con las Hijas de la Caridad

El Comedor Social de la Casa de San José atendió a una media de 115 usuarios al día durante el año 2016, en el que empezó a funcionar el nuevo modelo implantado por el equipo de gobierno por el que se distribuyen, por un sistema de puntos, alimentos perecederos y no perecederos para ser cocinados en casa.

La alcaldesa de Aranjuez, Cristina Moreno, ha informado de estos datos durante la firma del convenio de renovación del servicio con la visitadora de la Provincia de Madrid San Vicente de las Hijas de la Caridad, María Eugenia González, cuya orden es la encargada de gestionar el comedor.

“La valoración que hacen los usuarios, las Hijas de la Caridad y la que hacemos desde el Ayuntamiento de Aranjuez es más que positiva”, ha dicho hoy la alcaldesa, señalando que gracias a este nuevo sistema “se dota de más dignidad a los usuarios que tienen que acceder a él”.

Mediante este convenio, que tiene un periodo de vigencia de un año, el Ayuntamiento de Aranjuez destina 20.000 euros a asumir los gastos derivados del comedor.

El convenio tiene como objetivo atender a las necesidades alimentarias de la población en riesgo de exclusión social. El Ayuntamiento de Aranjuez se encarga de seleccionar a las familias beneficiarias en función de su situación socio-económica a través de los Servicios Sociales, y se encarga también de la obtención y del transporte de los alimentos.

Además, el consistorio pone a disposición del comedor el personal auxiliar necesario para el cumplimiento del convenio y selecciona al personal voluntario que colabora en los programas del comedor social junto con las Hijas de la Caridad.

“El nuevo modelo de comedor social, que cumple ahora un año, permite que se dé atención a más familias que antes”, ha dicho hoy la alcaldesa, que ha destacado “la solidaridad que demuestran los ribereños con sus aportaciones y su colaboración voluntaria con el comedor”.

Una comisión de seguimiento, integrada por la concejal delegada de Bienestar Social Montserrat García, un técnico municipal y una representante de las Hijas de la Caridad San Vicente, es la encargada de velar por el cumplimiento del convenio.

Cristina Moreno ha agradecido a las Hijas de la Caridad, a los voluntarios y trabajadores “su buen trabajo al frente del comedor social”, destacando además “el importante papel que juegan las empresas que colaboran con este servicio”.

 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

A Todo Color



































Noticias Relacionadas