x

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

15
Oct
2020
El gesto de una diputada de Más Madrid desata la guerra en la Asamblea PDF Imprimir E-mail
Otras Noticias - Comunidad de Madrid
Compartir en MenéameCompartir en TuentiCompartir en Buzz it!Compartir en FacebookCompartir en Twitter

El PP pide su suspensión, y ella se defiende afirmando que sólo estaba señalando

Este jueves el Pleno de la Asamblea votaba el dictamen final de la Comisión de Reconstrucción, que decidía mejorar las condiciones sanitarias en residencias, facilitar avales a PYMEs y autónomos, o potenciar la educación presencial. Sin embargo, todo saltaba por los aires por culpa de una polémica que conseguía eclipsar todo lo demás y en la que no estaba incluida la presidenta.

Todo ocurría a eso de las doce de la mañana, cuando la Sesión de Control entraba ya en sus últimos momentos, y cuando los líderes de los partidos ya no tenían el foco. En ese momento un rifirrafe entre Lasquetty y Mónica García a costa de la sentencia del Gurtel provocaba la polémica.

Para entenderlo todo hay que viajar al pasado, pues García y Lasquetty ya se conocían de los tiempos en que Esperanza Aguirre era Presidenta de la Comunidad. Por aquel entonces Lasquetty era el Consejero de Sanidad y, Mónica García uno de los integrantes más activos de las Mareas Sanitarias. García espetaba a Lasquetty si lo que “estaba ahorrando en sanidad iba a ser una casilla del Excel de la Caja B del PP”. Sin embargo, el que respondía no era Lasquetty, si no el líder de los populares, Alfonso Serrano, que comenzaba a hacer gestos a la de Más Madrid, que no dudaba en responderle, haciendo que el Presidente de la Asamblea tuviese que llamar al orden a los dos.

La sorpresa llegaba cuando el PP revisionaba lo emitido por las cámaras de la Asamblea, y comprobaba cómo la imagen sólo mostraba los gestos de García, en los que se ve a la diputada simulando una pistola. Tras ver el vídeo, los populares montaban en cólera recurriendo al Reglamento para sancionar a la de Más Madrid. Y, ya por la tarde, encontraban un resquicio pidiendo a la Mesa que inicie un “procedimiento sancionador” por “amenazas”, un procedimiento que busca facilitar votaciones tan controvertidas como la de la Ley del Suelo de hace quince días, pues, de salir aprobado, supondría que Mónica García no podría participar en la votación de Pleno ni comisiones durante un mes. Hay que recordar que en la Asamblea el bloque de las derechas sólo tiene un voto más que el de las izquierdas, lo que obliga a que todos los diputados voten todas las mociones.

El portavoz del GPP, Alfonso Serrano, ha solicitado que la Mesa de la Asamblea inicie el correspondiente procedimiento sancionador a la Diputada de Mas Madrid, Mónica García, que desde su escaño, hizo de forma mantenida gestos, en los que representando una pistola, simulaba apuntar y disparar dirigiéndose hacia la bancada del Consejo de Gobierno y el Grupo Popular.

Tal actitud y gestos son de especial gravedad, ya que supone una amenaza velada inadmisible, en todo ámbito de la vida, pero especialmente en el escenario parlamentario.  El portavoz ha matizado que “el gesto de la mano estirando el índice y el pulgar, simulando una pistola, tiene en el lenguaje no verbal un significado generalmente reconocido: la amenaza o consideración de que la persona que recibe el gesto merece recibir un disparo”.

El Reglamento de la Asamblea de Madrid (RAM), establece que los diputados están obligados adecuar su conducta a este Reglamento y a respetar la disciplina, el orden y la cortesía parlamentaria. Los diputados podrán ser sancionados con la suspensión de alguno de los derechos de los diputados por las infracciones cometidas.

El GPP solicita que “impongan como sanción, la suspensión del derecho a asistir a las sesiones del Pleno y de las Comisiones durante un periodo de un mes y la reducción proporcional de la retribución, que Mónica García percibe por su condición de diputada”.

Por su parte García se defendía a través de redes sociales explicando que estaba imitando los gestos de Serrano, y que la artrosis que sufre en el pulgar la impedía señalar de otra forma: "Estaba señalando a un partido condenado por el Tribunal Supremo. Lo menos importante es que estuviera imitando el gesto que me hacía el portavoz del PP (y mi artrosis del pulgar). Lo más importante es que se me da mejor el de “dejen de robar", explicaba la diputada.

Este escándalo, que, sin duda, tendrá más repercusiones, se comía todo el resto del debate, muy marcado por un ambiente demasiado similar al del Congreso durante la Segunda República.

Así Ayuso comenzaba la mañana afirmando que Sánchez la había obligado a declarar la alarma “a punta de pistola”; mientras que Aguado pedía un “alto el fuego” político y que “se bajen las pistolas”.

Sin embargo, lo más curioso es que este ambiente de crispación no se traslada a las votaciones, pues la más importante de las de esta sesión salía adelante por casi unanimidad (VOX votó en contra al considerar que la Comisión estaba haciendo el juego al Gobierno de Sánchez): el dictamen final de la Comisión de Reconstrucción. Así los Diputados daban luz verde a 214 conclusiones que se irán concretando en distintas medidas. Además la primera salía adelante, con el mismo resultado, justo a continuación. De tal forma la Asamblea se comprometía a elaborar un Plan de Residencias y a aumentar las inspecciones para evitar situaciones como las vividas en marzo.

El 80 por ciento de los incendios que se han producido en nuestra región entre enero y septiembre han sido conatos de incendios. La rápida intervención de los Bomberos de la Comunidad de Madrid ha propiciado que de los 227 incendios forestales que se han producido en nuestra región, 182 se quedaran en conatos, es decir, que la superficie quemada no superó una hectárea.

Estas estadísticas las ha dado a conocer el consejero de Justicia, Interior y Víctimas, Enrique López, en el Pleno de la Asamblea de Madrid, donde ha comparecido a petición propia para hacer balance de la campaña 2020 del Plan Especial de Protección Civil de Emergencia por Incendios Forestales de la Comunidad de Madrid (INFOMA), que se ha desarrollado entre el 15 de junio y el 30 de septiembre de este año.

López, que ha asegurado que la gestión del INFOMA durante este año “es un ejemplo de cómo hacer las cosas en prevención y gestión de crisis y emergencias”, ha informado de que durante el periodo de dicha campaña han ardido 1.333 hectáreas de terreno forestal, de las que 1.233 corresponden a matorral y pasto y 100 a superficie arbolada de nuestra región.

El incendio más importante se produjo en Robledo de Chavela, donde ardieron 1.073 hectáreas, el 83% de la superficie calcinada hasta ahora. De la totalidad de las hectáreas quemadas en este fuego, 75 fueron de arbolado. 

Este fuego se inició como consecuencia de un accidente de moto en la carretera M-512 y afectó a los términos municipales de Robledo de Chavela, Zarzalejo y Fresnedillas de la Oliva. La ingente e incansable intervención de los servicios de emergencia de nuestra región y de las comunidades autónomas limítrofes, junto a la actuación de la Unidad Militar de Emergencias (UME), evitaron daños personales y materiales de importancia, permitieron que el fuego estuviera controlado en apenas 24 horas y se diera por extinguido cuatro días después.

Las 1.333 hectáreas quemadas en esta temporada del INFOMA suponen una reducción de un 56% respecto a la superficie forestal afectada el pasado año en el mismo periodo de tiempo, donde habían ardido 3.058 y un 47% más respecto a la media de los últimos 10 años, con 903 hectáreas.

Otro de los datos más significativos de este balance es la reducción de un 93% de la superficie arbolada quemada respecto al 2019 y de un 61% respecto a la media de los últimos 10 años.

El Plan de Protección Civil de Emergencia por Incendios Forestales de la Comunidad de Madrid para este año ha contado con un presupuesto de 38,4 millones de euros, con 5.042 profesionales movilizados y 551 vehículos terrestres.

Para López estas estadísticas “definen lo que ha sido una campaña dominada por los incendios de matorral y pasto, fruto de una primavera lluviosa con temperaturas suaves, que ha permitido el crecimiento de extensas masas vegetales de pastizal y monte bajo, que tras un verano seco y con altas temperaturas se han incorporado como combustible disponible para los incendios”.

Si comparamos los números de la región con los nacionales, en España la media de incendios que quedan en conatos es del 66%, mientras que en la Comunidad de Madrid es 14 puntos superior, hasta un 80%, lo que da cuenta de un sistema con gran capacidad de pronta respuesta. También Madrid cuenta con mejor índice de protección de la masa arbolada, ya que aquí sólo ha ardido un 7,5% del total frente a un 27% en el resto de España.

Asimismo, el consejero ha destacado la importancia del acuerdo firmado por la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, con sus homólogos de Castilla-La Mancha y Castilla y León, que establece una Zona de Actuación Conjunta ante Incendios Forestales (ZACIF) de 5 kilómetros de terreno forestal a ambos lados de la línea divisoria entre ambas regiones.

Un convenio que reforzará la lucha contra los incendios y reducirá el tiempo de respuesta de los servicios de emergencia, para que, tal y como ha señalado Enrique López, “cuando se declare un fuego, lo que habrá de prevalecer es la rapidez de la respuesta y no la demarcación geográfica ni el título competencial”.

De hecho, desde la firma del protocolo con estas dos comunidades autónomas se han llevado a cabo 58 intervenciones conjuntas: 51 con Castilla la Mancha, (30 en provincia de Toledo, 17 en la de Guadalajara, 1 en la de Cuenca y 3 en la Comunidad de Madrid) y 7 con Castilla y León (5 en territorio de Ávila y 2 de Segovia).

Así lo ha anunciado el consejero de Vivienda y Administración Local, David Pérez, en el Pleno de la Asamblea de Madrid, donde se ha referido al Programa de Rehabilitación del parque de vivienda de la región, que ha calificado como pionero a nivel nacional en este ámbito.

Las ayudas para el fomento de la rehabilitación de viviendas cuentan con dos líneas de actuación. La primera, dedicada a la conservación y accesibilidad de edificios, y, en segundo lugar, la dedicada a mejorar la eficiencia energética. Como novedad, la Comunidad de Madrid, en su última convocatoria, ha extendido las ayudas a las viviendas unifamiliares aisladas.

Durante el año 2019, el Gobierno regional destinó 18 millones de euros a los programas de rehabilitación, beneficiando a más de 376 comunidades de propietarios y unas 8.000 viviendas. Para el ejercicio 2020, el Ejecutivo regional ha incrementado las ayudas hasta los 22,3 millones de euros.

Desde la Dirección General de Vivienda y Rehabilitación ya se están revisando las casi 3.000 solicitudes recibidas en este sentido para poder publicar la lista de beneficiarios antes del 31 de diciembre.

Entre las actuaciones objeto de estas ayudas se han contemplado, por ejemplo, la mejora de la envolvente térmica de los edificios, las instalaciones de calefacción o refrigeración, mejoras en la protección frente al ruido, conservación de la cimentación, instalaciones, cubiertas, azoteas y fachadas. El límite máximo de la cuantía de las ayudas alcanza el 40% del presupuesto total de la obra.

Durante su intervención en la Asamblea regional, Pérez ha destacado que este Plan permitirá la rehabilitación de 6.182 viviendas en 27 municipios de la región, a través del Programa de Áreas de Regeneración y Renovación Urbanas (ARRUR), que cuenta con una inversión de 162 millones de euros, subvencionados entre las distintas Administraciones y los entes privados.

Las operaciones de regeneración y transformación urbana podrán ejecutarse en un plazo de 24 meses y beneficiarán a los municipios de Madrid, Alcobendas, Alcorcón, Aranjuez, Coslada, Fuenlabrada, Getafe, Navalcarnero, Torrejón de Ardoz, Sierra Norte, Valle del Lozoya, Rivas-Vaciamadrid, Pozuelo de Alarcón, San Lorenzo del Escorial y la Mancomunidad de los Olmos.

Pérez ha recordado otra medida en materia de rehabilitación como es el Plan Estratégico de Recuperación de Cascos Antiguos, un programa de recuperación y consolidación de los conjuntos urbanos homogéneos con valor patrimonial, con el que se mejorarán edificios y espacios públicos en municipios de menos de 2.500 habitantes.

Este Plan permitirá llevar a cabo actuaciones en 17 municipios de la Comunidad de Madrid por un importe de 2 millones de euros. De esta manera las subvenciones podrán cubrir el coste total de las actuaciones, con un límite máximo de 120.000 euros por cada una de ellas.

El Pacto Regional por la Vivienda, suscrito entre la Comunidad de Madrid y los principales agentes inmobiliarios de la región, favorecerá que el sector de la construcción pueda crear hasta 400.000 empleos en la Comunidad y que en los próximos 10 años se puedan rehabilitar hasta 500.000 viviendas, lo que supone alcanzar un ritmo de 50.000 viviendas al año.

Este acuerdo de colaboración marca las pautas de actuación a seguir en este sector, clave para la recuperación económica madrileña como consecuencia de la crisis originada por el COVID-19.

Entre las medidas recogidas en el Pacto se encuentran las líneas de financiación ICO a particulares y comunidades de propietarios que deseen rehabilitar su vivienda o edificio; el IVA súperreducido en actuaciones de rehabilitación no suntuaria, así como el Plan Estratégico para la Rehabilitación y la Eficiencia Energética, que garantiza un porcentaje de rehabilitación anual mínimo de edificios.

La portavoz adjunto del PP en la Asamblea de Madrid, Ana Camíns, ha explicado a la bancada del PSOE, Podemos y Más Madrid que “tienen que superar que los madrileños no los quieren y que Díaz Ayuso y Aguado seguirán gobernando”.

Así lo ha explicado durante la comparecencia del vicepresidente Ignacio Aguado en la Asamblea de Madrid, en donde ha recalcado que en un ejercicio de “máxima confianza”, la presidenta de la Comunidad de Madrid ha delegado en el vicepresidente la responsabilidad sobre los trabajos del Grupo COVID-19.

En este sentido, la dirigente del PP ha puesto en valor las medidas implantadas por la Comunidad de Madrid siguiendo los criterios técnicos y científicos. “Lo difícil es conjugar salud, economía y libertad. Eso es lo complicado y lo que defiende el Ejecutivo madrileño”, ha asegurado.

Camíns ha recordado que con la huelga de los MIR los responsables de la región dialogaron, acordaron y solucionaron el problema. Algo que no ha ocurrido con el Gobierno de Sánchez, que ha tomado decisiones a “golpe de BOE”, cuando previamente anunciaron una falsa co-gobernanza.

En este punto se dirigido a la bancada de Podemos que, después de “utilizar” a los vecinos de Vallecas para protestar contra las medidas de la Comunidad, ahora han “enmudecido” cuando su Gobierno confina a los municipios del sur y todos los distritos de la capital. “Sánchez ha volcado toda su fuerza contra una región, dejando claro que no se trata de doblegar la curva sino de doblegar el brazo a Díaz Ayuso”, ha destacado. Antes de concluir se ha dirigido a los diputados socialistas para saber quién ha dado la orden para que se levanten los alcaldes socialistas y boicoteen la coordinación y lucha contra el COVID que está llevando a cabo este Gobierno.

El portavoz Justicia, Interior y Víctimas, Enrique Núñez Guijarro ha informado sobre el Plan de Actuación de protección civil  ante pandemias. Se trata de un plan de actuación específico para este tipo de crisis que según la OMS ya ha señalado que “pueden repetirse”. Núñez ha informado que “el plan ha automatizado una respuesta rápida y coordinada entre departamentos y efectivos ante emergencias provocadas por este tipo de crisis sanitarias”

El portavoz ha iniciado su intervención señalando la activación por parte del Gobierno de la Comunidad de Madrid el pasado 13 de marzo, del Plan Territorial de Protección Civil, ya que las alertas sanitarias y las pandemias son situaciones que en España quedan fuera del marco del Sistema Nacional de Protección Civil y son gestionadas por las autoridades sanitarias.

Núñez ha señalado que “por lo acontecido estos meses ha sido necesario reclamar al Gobierno de la Nación que las alertas sanitarias formen parte no sólo del ámbito de planificación de las estructuras sanitarias, sino también del Sistema Nacional de Protección Civil”.

Ante la falta de actuación del Gobierno de la Nación, Núñez  ha afirmado de “la necesidad de creación de un Plan de Actuación de Protección Civil ante Pandemias, que apoye la labor de las autoridades sanitarias, procurar minimizar la propagación de la enfermedad, mediante la jerarquización y la la automatización de los recursos y adoptar una respuesta rápida y coordinada”.

El diputado regional ha informado de que “la activación del PLATERCAM ha supuesto un serie de actuaciones de coordinación operativa de los cuerpos policiales, bomberos, voluntarios de protección civil, agentes forestales y fuerzas militares desplegadas en nuestra región para así lograr realizar labores logísticas tanto para el reparto de material de protección a las residencias de mayores, al hospital de IFEMA y a los diversos cuerpos intervinientes en la gestión de la pandemia”.

Núñez ha añadido que la Comunidad de Madrid cuenta con los mejores recursos, y ha agradecido el trabajo a los cuerpos intervinientes en la gestión, desde bomberos, policía, agentes forestales, agrupaciones de protección civil y de manera especial a las Fuerzas Armadas, y sus diferentes unidades desplegadas en nuestra Comunidad; a la Unidad Militar de Emergencias; a la Infantería de Marina; a la Guardia Real y a la Brigada Paracaidista entre otras.

“Una vez más la Comunidad de Madrid ante las peores circunstancias ha sido abanderada durante la gestión de la pandemia y ahora sacando un nuevo plan específico que busca jerarquizar y automatizar la aplicación de los recursos siempre a disposición de la autoridad sanitaria, porque no olvidemos que hablamos de una pandemia” ha finalizado el diputado.

El portavoz adjunto del GPP, Pedro Muñoz Abrines, ha valorado positivamente el dictamen de la Comisión de Estudio para la recuperación e impulso de la actividad económica y social de la Comunidad de Madrid. El resultado es un documento con 214 propuestas que abordan la economía, digitalización, la innovación la modernización del tejido productivo y de la administración.

Muñoz Abrines ha afirmado que “el acuerdo ha sido posible porque todos los grupos parlamentarios han apostado por medidas estructurales que trascienden de lo ideológico y entran dentro del sentido común y del sentido de la realidad”

En este sentido Abrines ha puesto en valor que “un 75% de nuestras propuestas están recogidas en el dictamen, supone un refrendo a muchas de las medidas y propuestas que el Gobierno de la Comunidad de Madrid ha aprobado en este periodo de crisis sanitaria y económica”

La pandemia ha provocado una gran crisis económica. La OCDE o la Comisión Europea plantean un escenario económico en España dentro de las peores perspectivas del contexto internacional con consecuencias sociales graves, generando un empobrecimiento general de la sociedad. Además el hecho de que la Comunidad de Madrid hubiese estado en Fase 0 de desescalada durante dos semanas más que el resto de regiones ha generado una caída del PIB entre 1 y 2 puntos superior a la media nacional.

A renglón seguido, el portavoz ha apuntado que “era necesario analizar la profunda crisis económica provocada por la pandemia y afrontar la situación atendiendo necesidades extraordinarias sentando las bases de reformas estructurales que nos den fortaleza en el futuro”.

Para ello la Comisión ha escuchado a terceras personas independientes, 35 comparecientes, expertos y sectores diversos, para así poder tener una visión más ajustada a la realidad y lograr la reactivación e impulso de la actividad económica y social de la Comunidad de Madrid.

“El dictamen es un acuerdo de máximos, en relación a lo que hemos sido capaces de consensuar, representa una guía útil para cualquier gestor y responsable público, un programa de acción para afrontar la profunda crisis económica que la pandemia ha provocado en la Comunidad de Madrid”, ha informado Pedro Muñoz Abrines, portavoz adjunto del GPP.

Abrines antes de finalizar su intervención se ha dirigido al Grupo Parlamentario Vox del que ha lamentado su ausencia y las excusas para apoyar este acuerdo de máximos. Abrines, refiriéndose a dicho grupo,  ha afirmado que “mantienen una posición voluble, centrada en la política del tweet, descalificando el dictamen y mintiendo sobre el contenido del mismo”.

El portavoz Pedro Muñoz Abrines ha finalizado su intervención agradeciendo su generosidad a los portavoces de grupos parlamentarios, servicios de la cámara y compañeros por las aportaciones y su trabajo.

El portavoz del GPP, Alfonso Serrano, ha preguntado durante el Pleno de la Asamblea a la presidenta regional sobre la valoración que hace el Gobierno de la situación política, económica y social de la Comunidad de Madrid. Serrano ha afirmado que “los datos demuestran que las medidas de la comunidad y la responsabilidad de los madrileños está funcionando”.

El portavoz ha iniciado su intervención haciendo una valoración de los datos de las últimas semanas, y ha afirmado que “los contagios han bajado un 50% en las últimas semanas, y la IA en Madrid está en 457, la mitad que el 21 de septiembre”. Serrano añadió que “ayer en Madrid había 2702 pacientes en planta y 461 en UCI, es decir, un 16% menos respecto al pico de la segunda ola”.

En cuanto a las medidas que adoptadas, el portavoz señaló que “son los expertos médicos sanitarios de la Comunidad de Madrid los que marcan la estrategia epidemiológica, decisiones sanitarias frente a un equipo de políticos de partido de izquierdas que han decidido cerrar Madrid”.

A renglón seguido, Serrano ha apuntado que “no puede ser la arbitrariedad política de un Gobierno que abandonó a las comunidades autónomas en verano, ahora quiera culpar a Madrid para ocultar precisamente su propia incapacidad”

Serrano ha asegurado que el Gobierno regional seguirá trabajando por los madrileños, “para nosotros siempre ha sido un problema sanitario, detrás de los números hay personas y pacientes, pero otros lo han convertido en una batalla política, pero los madrileños lo ven y lo están valorando”.

Para finalizar el portavoz se ha mostrado convencido con que “tenemos un Gobierno y una presidenta para quien por encima de todo están los madrileños, el interés general, la salud y el futuro de la Comunidad de Madrid”.

 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

A Todo Color



































Noticias Relacionadas