x

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

11
Sep
2017
Un toro indultado y tres novilleros por la Puerta Grande para cerrar la Feria de Arganda PDF Imprimir E-mail
Zona Este - Arganda del Rey
Compartir en MenéameCompartir en TuentiCompartir en Buzz it!Compartir en FacebookCompartir en Twitter

Foto cedida por Ayuntamiento de ArgandaAltamontaña une su nombre al de Soñador

La última novillada de la XXX Feria de Novilladas de Arganda del Rey sin duda quedará para el recuerdo de los aficionados taurinos, con el indulto de “Altamontaña”, que ha seguido los pasos de “Soñador”. Las reses de Fernando Peña, encastadas y de buen juego, protagonizaron el mejor encierro de la Feria. Los tres novilleros que salieron por la puerta grande volverán a repetir cartel en la próxima Feria de Otoño de Las Ventas.

Carlos Ochoa, después de un susto en el tercero de la tarde, con el que no tuvo opciones, se lo jugó todo a una carta en el último, a expensas del fallo del jurado, el mejor novillo de los presentados este año. El madrileño cuajó una importante faena por ambos pitones que rápidamente caló en los tendidos. La casta del novillo, que fue a más durante la lidia, conquistó al público que pidió el indulto del animal. Después del indulto de “Soñador”, en el año 2013, “Altamontaña” se une a esta exclusiva lista de novillos.

Leo Valadez también arriesgó en el segundo de su lote, ovacionado en el arrastre, tras una primera faena donde no pudo sacar prácticamente nada positivo. Con el quinto, el mexicano formado en la Escuela Taurina de Arganda del Rey Fundación “El Juli”, demostró estar ya preparado para retos mayores. Valadez pudo lucirse por ambos pitones, finalizando la faena con ajustadas manoletinas.

Por su parte, Jesús Enrique Colombo cortó una oreja a cada uno de sus oponentes con dos faenas muy bien rematadas con la espada. Con los dos novillos cuajó actuaciones firmes, estando por encima de los animales. El novillero venezolano levantó al público con dos variados tercios de banderillas. Al finalizar el paseíllo se guardó un minuto de silencio por el fallecimiento del torero local Miguel Ángel Fernández, “Miguelín de Arganda”.



 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar















A Todo Color








Noticias Relacionadas