x

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

07
Dic
2014
El Hospital de Alcalá atiende a 970 pacientes de pie diabético al año PDF Imprimir E-mail
Zona Este - Sociedad Alcalá
Compartir en MenéameCompartir en TuentiCompartir en Buzz it!Compartir en FacebookCompartir en Twitter

Foto cedida por Hospital Príncipe de AsturiasSegún explican, han evitado un 33% de amputaciones desde 2008

La Unidad Funcional del Pie Diabético (UFPD) del Hospital Universitario Príncipe de Asturias de Alcalá de Henares ha evitado la amputación mayor de miembro inferior en un 33% de los casos de Diabetus Mellitus atendidos desde su puesta en marcha el pasado 1 de marzo de 2008. Esta Unidad, que ha cambiado el método tradicional de atención al paciente, ha revisado en ese periodo una media anual de 970 pacientes, que, a finales de diciembre de 2013, ascendían a 5.828.

El endocrinólogo José Antonio Rubio es quien coordina esta Unidad Funcional del Pie Diabético que “da solución a la carta a cada problema”. “El pie diabético ulcerado –explica este médico- es una patología muy clásica de la que en el HUPA se da una asistencia multidisciplinaria porque muchas veces va a asociado a varios factores”.
Al llegar a consulta al
Centro Integral de Diagnóstico y Tratamiento Francisco Díaz, el paciente es valorado por este doctor y la podóloga Sara Jiménez según varios aspectos: si necesita ingreso hospitalario, causa de la lesión (neuropatía y/o enfermedad arterial periférica) o la extensión y severidad de esa herida, presencia de infección o interconsulta al médico especialista en enfermedades infecciosas José Sanz.

El endocrino y la podóloga también evalúan si hay necesidad de desbridamiento y tipo de cura local, dispositivo de descarga de la lesión, optimización del control glucémico y comorbilidades, así como derivación para valoración por otros especialistas, fundamentalmente del área quirúrgica.

En este equipo multidisciplinar, Rubio también destaca la labor del cirujano vascular Fernando Ruiz, la traumatóloga de la Unidad del Pie Pilar Rodríguez y el especialista en Cirugía General Gregorio Guadalix, las enfermeras educadoras de Endocrinología y la rehabilitadora María Jesús Alameda, que han cambiado el método tradicional de atención a este tipo de pacientes.

“El paciente es seguido en la consulta del pie hasta la finalización del episodio”, añade Rubio. Tras la cicatrización, la UFPD valora si es preciso hacer revisiones periódicas –cuidados ortopodológicos- para minimizar las posibilidades de que se reproduzcan ulceraciones y seguimiento al ser enfermo de alto riesgo.

Esta UFPD ha permitido también reducir el tiempo de evolución de las lesiones atendidas (de las 14,1 semanas del primer año a las 6,8 de 2013) y los costes por hospitalización (para tratamiento conservador): 25.937 euros por cada 100.000 habitantes. Este proyecto ha recibido una beca a la Excelencia por parte de la Sociedad de Endocrinología, Nutrición y Diabetes de la Comunidad.

 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

A Todo Color



































Noticias Relacionadas